La debilidad de Costa Rica

Desde que acabara la fase de clasificación hacia el Mundial de 2014, Costa Rica ha ido demostrando en todos sus partidos de preparación para la cita mundialista un claro problema: la defensa. Curiosamente, la tricolor fue de las selecciones menos goleadas del proceso clasificatorio, sin embargo, el lastre defensivo que arrastra desde entonces puede pesarle mucho en el Mundial, ante rivales tan temibles como Uruguay, Italia o Inglaterra.

En sus últimos amistosos, Costa Rica siempre ha recibido al menos un gol, y su intensidad defensiva se va apagando conforme llega el final de los encuentros. Algo que pudimos comprobar en partidos ante Japón (recibe un gol en el descuento), Paraguay (ganó 2-1, pero el gol paraguayo llegó en el 85′) o incluso Chile (tres de los cuatro goles que recibieron los ticos llegaron en la segunda parte).

El técnico Jorge Luis Pinto tiene claro su sistema de juego, con tres centrales atrás y dos carrileros que se repliegan también para defender. Si bien, quizás los jugadores con los que cuenta el colombiano para estas posiciones están en un nivel algo más bajo que los futbolistas de ataque.

Por la derecha, Christian Gamboa es una bala cuando sube la banda, pero al toparse con extremos veloces en defensa salen a relucir sus carencias. En su ayuda suele acudir Michael Umaña, el líder de la defensa, un jugador muy peleón que sin embargo pierde su colocación a menudo. El último gol que recibió Costa Rica ante Japón, por ejemplo, llegó tras un fallo suyo.

Más carencias defensivas tiene incluso Geancarlo González, un fijo para Pinto y el único que juega como central puro. Su buen juego aéreo y su aceptable salida de balón se ven perjudicados sin embargo por un posicionamiento táctico bastante flojo. A menudo pierde la espalda con los defensas y es lento en el uno contra uno. Tampoco resuelven el problema Jhonny Acosta o Roy Miller, en pugna por ser el tercer central de “la Sele”. Ninguno de los dos ofrece tantas ayudas como hace Umaña a su carrilero.

El último integrante habitual en la parte trasera de Costa Rica es Júnior Díaz, quien ha empezado a demostrar que puede suplir la baja de Bryan Oviedo sin problemas, defendiendo bien atrás y sumándose al ataque con garantía. Si bien, también suele perder la espalda en los contragolpes.

Con este panorama, Pinto tendrá la tarea en Brasil 2014 de volver a consolidar una defensa compacta, que aguante el empuje de los delanteros rivales y permitan al portero Keylor Navas trabajar sin problemas. Todo un reto para el seleccionador y para Costa Rica, que asume el Mundial con mucha ilusión. Tendrán que dejarse la piel sobre el terreno de juego.

Anuncios

Acerca de Angel Espínola

Periodista y Community Manager. 25 años. Con un Master de Escritura Creativa. Interesado en #Cultura, #Carnaval, #Política, #Deportes, #Literatura, #Salud, #Comunicación, #Marketing. Vivo online. @angelyespinola
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s